25ª GANADERA HEREFORD

Promedios

 

Categoría

Máximo

Mínimo

Promedio

Terneros hasta 140Kg

2,820

2,400

2,540

Terneros general

3,000

2,100

2,470

Novillos 1 a 2 años

2,510

1,920

2,150

Novillos 2 a 3 años

2,140

1,700

1,980

Novillos mas de 3 años

1,875

1,700

1,790

Vacas de invernada

1,790

1,480

1,660

Terneras hasta 140Kg

2,220

2,030

2,150

Terneras general

2,220

1,800

2,090

Terneros/as

2,250

1,900

2,110

Vaquillonas sin servicio

1,920

1,640

1,800

Vientres preñados

775,00

555,00

679,00

Vientres entorados

610,00

481,00

538,00

Piezas de cría

505,00

331,00

416,00

Vientres PI

815,00

815,00

815,00

 

 

Corría el año 1998 y en la Junta Directiva se entendía que se habían hecho muchas cosas. Acercamiento con los criadores, el predio de Kiyú se había extendido hasta la Ruta 1, posicionamiento muy fuerte de la Raza, pero había mucha inquietud en hacer más y ese más que se tradujera en beneficios directos para los ganaderos y simultáneamente una fuerte promoción de la raza Hereford.

Se entendía también que la Central de Kiyú podía tener una mayor difusión y se trataba con distintas ideas de potenciarla.

 

Se acercaba el fin de Siglo y era bueno empezar el siguiente con algo novedoso. Fue así que el día que Maneco Costa me trajo la idea a la Presidencia, de una posible venta virtual de haciendas Hereford, la tomamos con fuerza y convicción para llevarla a la Directiva, porque entendíamos que podía traer una cantidad de cosas positivas, que no es el caso de enumerarlas ahora ya que son muy conocidas. Enseguida se le planteó a la ARU y nuestra Institución madre apoyó con calor la idea.

Quedan muchos recuerdos de aquella ¨"aventura".

La invitación a todos los consignatarios, discusiones, apoyos, unos que se jugaron y otros que prefirieron esperar.

El lanzamiento en Buenos Aires en las oficinas de nuestra Embajada en la Avda. Las Heras.

Las avalanchas de inscripciones que nos asustaron cuando llegaban a 18.000 cabezas y superaban por mucho lo esperado.

Había una cosa que era muy clara: Los certificadores debían ser no solo muy competentes, camperos, conocedores de las zonas sino también reconocidos por todos los productores. Fue así que "comprometimos" sin dar oportunidad al "no" a Roberto Lohigorry Otero, Alberto Pereira Micoud, Yiyo Bonomi del Puerto y Luis Ignacio Bordaberry, para cubrir las 4 zonas que habíamos dividido el país para las certificaciones. Demás está decir que lo hicieron en forma honoraria y con ese equipo nos teníamos una fe bárbara en hacer las cosas de forma impecable.

Y llegó el día de la "GANADERA HEREFORD", término que Eduardo Urioste insinuó como titular del evento. Se hizo la Expo Otoño en vivo en la Central Kiyú y luego una caravana interminable de vehículos cruzamos al galpón de Puntas de Valdez, que quedó totalmente colmado de gente venida de todo el país, donde se encontraban destacadas figuras del agro, el entonces Presidente de la Comisión de Ganadería del Senado, Dr. Jorge Batlle, productores y dirigentes argentinos, así como gente relacionada al sector industrial, financiero, comercial y de servicios.

Se vendieron más de 14.000 vacunos y fue noticia destacada, no solo en Uruguay sino también en los países vecinos. Fue todo un éxito.

Después de esa histórica jornada vinieron 24 ediciones más, pero no solo eso, sino que la GANADERA HEREFORD fue el inicio de una nueva y moderna manera de comercialización de haciendas, que está consolidada en Uruguay y la región.

Nuestro sincero reconocimiento a los que con sus ideas, su trabajo, su compromiso y su idoneidad hicieron de aquel sueño esta realidad.

Y HEREFORD también fue líder y pionero en este tema.

Seguramente está en manos de nuestros criadores y dirigentes seguir siendo líderes en la ganadería uruguaya.

Ing. Agr. Guzmán Tellechea Otero